martes, julio 23, 2024
Sin categoría

UN FINAL PARA EL INFARTO

Los muchachos de Boca no se resignaban. Todo pintaba para que este año levantaran la séptima Copa Libertadores contra Fluminense. Incluso se valieron de las complicaciones sufridas en Río de Janeiro, como los líos con las barras bravas y los entuertos con la cana. Pero a pesar de la garra que pusieron en una final de película, la suerte esta vez no les sonrió, y la derrota por 2-1 en tiempo suplementario dejó un sabor amargo en el corazón del hincha xeneize. Los goles de Germán Cano y John Kennedy pusieron a los locales arriba, y Luis Advíncula descontó para el xeneize.

Fluminense se lleva su primera Libertadores Entre lágrimas de emoción de Felipe Melo, Fábio y Marcelo, los más vividos del plantel, Fluminense alza la Copa Libertadores por primera vez ante un Maracaná teñido de banderas tricolores.

La entrega de medallas Boca se lleva las medallas de subcampeón de la Libertadores. “Sinceramente, es complicado hablar en estos momentos. Estamos re bajoneados porque era un sueño que queríamos cumplir y no se nos dio. Es hora de agradecer a los compañeros por la garra que le metieron y de levantar la cabeza para seguir adelante”, comentó Benedetto. “Hicimos una Copa reacondicionada. Hoy tuvimos varias oportunidades de ponernos en ventaja o de igualar antes. La re complicamos al final. No supimos aprovechar la ventaja numérica. Queremos agradecer a la gente que nos bancó, estuvo acá en las malas. Hay que agradecerles porque bancarnos sin darnos una alegría duele”, dijo Romero. Y sumó: “Esto es el fútbol, a veces se gana y otras se pierde. Hay que levantar la cabeza y seguir para adelante”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *